¡El orden es indispensable para el buen manejo de las energías en casa!

Hay cajas de diferentes tamaños y materiales, especiales para cada cosa y lugar en casa.

Pueden ser cajas grandes de madera o baúles que sirven como mesas y al mismo tiempo, guardar algunos adornos y sacarlos con el tiempo, te sorprenderás, será como estrenar. O pequeñas para las llaves cerca de la entrada. También puede ser un canasto, muy práctico para las frutas y ponlas cerca del comedor, donde queden a la mano para que el antojo sea sano. Reúne en una caja pequeña y abierta, el salero, la azucarera, las servilletas y cualquier otra cosa que uses de seguido en el comedor, será muy cómodo para todos. Una alta es ideal para las revistas en la sala o baja para libros pequeñitos difíciles de parar en la biblioteca. Una con fondo de tela para las joyas, el reloj y otras accesorios de uso diario, perfecta en la mesita de noche. También hay con tapa para las cosas que menos se usan como en el estudio los clips, la cinta, los post-it, etc.; o las medicinas para que no queden expuestas. Puedes poner una muy baja como bandeja para el jabón líquido y otros frascos que uses a diario en el mesón del baño. Y hasta dentro de los closets y cajones para reunir las cosas más pequeñas.

No importa exagerar en la cantidad, se verán muy bien!